jueves, 14 de febrero de 2013

ES URGENTE UNA REFORMA EMPRESARIAL





Continuando con el discurso que inició la semana pasada, Francisco Trillo se pregunta de forma retórica sobre la necesidad de comenzar a hablar de una reforma empresarial en profundidad como requisito para configurar un sistema sólido de relaciones laborales en España. Una aportación importante que abre un debate hasta ahora inédito.




¿NO NECESITARÍAMOS UNA REFORMA EMPRESARIAL? 

Francisco J. Trillo

 
La respuesta a esta pregunta obliga antes de nada presentar una idea panorámica del modelo económico y empresarial existente en España durante el período de expansión y crecimiento económico. Cabe advertir, que a estos efectos, se entiende por modelo el esquema teórico de un sistema o de una realidad compleja, que por lo tanto no explica todas las situaciones existentes sino las preponderantes. Veamos, en primer lugar, cuál ha sido el modelo económico español para acto seguido realizar algunas consideraciones sobre el modelo empresarial.

A lo que al modelo económico se refiere, el período inmediatamente anterior al estallido de la crisis del año 2008 (1996-2007) presentó una serie de notas que se pueden resumir en la idea de una excesiva especialización del crecimiento en actividades que se han caracterizado por su bajo contenido tecnológico y escaso desarrollo de procesos de innovación. O lo que es lo mismo, el patrón de crecimiento en España se ha basado en actividades económicas a corto plazo, sin que parte de los beneficios empresariales hayan sido reinvertidos en investigación, desarrollo e innovación, dotando a dichos proyectos empresariales de una inestabilidad incapaz de reaccionar ante cualquier situación de crisis económica. Ello ha encontrado un reflejo en la conformación del mal denominado mercado de trabajo, a través de la consolidación de un modelo de creación de empleo de baja calidad, tanto en términos de cualificación profesional como en términos de condiciones de trabajo (http://www.ccoo.es/comunes/recursos/1/doc28938_Cambio_de_modelo_productivo.pdf).   

Basta tomar como ejemplo la especialización de la economía en el sector de la construcción, rasgo distintivo del patrón de crecimiento español, para darse cuenta tanto de las características productivas como de su impacto en la calidad del empleo, cualificación profesional y debilidad del mismo. 

Este comportamiento se ha extendido con carácter general a otros sectores económicos de cierta relevancia –al menos teóricamente deberían serlo- como el sector energético nos encontramos con un comportamiento similar al de la construcción, aunque mejorando algo los niveles de tecnología e innovación respecto de aquél. Y ello como consecuencia directa de una opción política consistente en preterir la producción energética sostenible a favor de  la importación de energía, gas y petróleo fundamentalmente. El resultado, como se sabe, ha sido la generación de un fuerte déficit energético que está provocando un incremento galopante de los precios y una dependencia energética cuyos efectos están todavía por llegar.

¿A qué se debe esta suerte de estrabismo económico y empresarial?  

Por un lado, a los grandes beneficios empresariales que se han obtenido en un plazo de tiempo casi inmediato, como resultado tanto de la escasa inversión en dichas actividades productivas como de los bajos costes laborales, creando una relación entre obtención del beneficio empresarial y costes laborales que promueve un modelo económico caracterizado por la inexistencia de valor añadido de los bienes y servicios producidos, encontrando como competidores directos de este modelo a países como China. Nótese que por primera vez en la historia democrática de este país, el reparto de la riqueza se ha visto invertido, pasando los excedentes empresariales a superar las rentas salariales durante el primer trimestre de 2012, siendo que la proporción entre trabajadores y empresarios de 5 a 1. (Colectivo Ioé, http://www.fuhem.es/media/ecosocial/File/Analisis/2012/BSE2010-Desigualdad.pdf).   
    
Por otro lado, esta especie de estrabismo económico y empresarial se ha debido a una alteración sustancial del concepto de empresario, como aquel sujeto que crea riqueza asumiendo personalmente el riesgo del devenir de su proyecto empresarial. Algo de esto ya se ha comentado anteriormente a propósito de cómo el empresariado de este país ha generado la idea-fuerza de que los beneficios empresariales se han de mantener incluso a costa del empobrecimiento progresivo de los trabajadores. Por tanto, con independencia de la calidad y productividad de la actividad económica a la que aquéllos se dedican. Esto es, el beneficio no se obtiene del saber hacer empresarial, sino simple y llanamente de las condiciones laborales.  

Sin embargo, siendo esta circunstancia suficientemente llamativa y preocupante, hay que destacar que la desaparición del riesgo empresarial ha venido de la mano política, generando una honda situación de corrupción política-empresarial, resumida en la idea de las denominadas puertas giratorias de lo público a lo privado -y de lo privado a lo público-. Los escándalos de corrupción con los que desayunamos cada día ponen en evidencia esta circunstancia. 

De esta relación entre público y privado a propósito del modelo empresarial se dará cuenta, sin embargo, en la última entrega de esta serie que reflexiona sobre la imprescindible reforma empresarial, y seguramente de sus organizaciones.                   
 

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Muy buena intervencion, enhorabuena. Pero, ¿a quien está implorando el profesor Trillo en la foto?
Desde Cañaveral de las Matas, le saluda Salus Trujillo

Anónimo dijo...

El discurso es, sin duda, acertado y certero. La imagen, con esa mirada extasiada y extraviada, las manos en actitud de rezo y la vestimenta abotonada hasta el cuello, recuerda a Fray Trillo, monje apócrifo pintado por Zurbarán
Desde el Norte un saludo (MUrruti)

Paco Cervera dijo...

Muy de acuerdo con el discurso. Escribí sobre el tema Reforma Empresarial:
responsabilidadeconomica.blogspot.com.es/2012/02/reforma-empresarial.html
Saludos

Anónimo dijo...

Muy interesante el link al blog de Paco Cervera... será cuestión de quedar y seguir dándole forma a la tan necesaria reforma empresarial.
Qué alegría encontrar bloggeros tan activos!!
Saludos manchegos,
PT

Anónimo dijo...

Apreciado Sr Trillo,
siguiendo con su nueva línea de investigación sobre la reforma empresarial, ¿como explicaríamos el incesante incremento del desempleo en los últimos años con la siguiente noticia: "Las sociedades mercantiles creadas en 2012 logran su cifra más alta en cuatro años"
http://www.elmundo.es/elmundo/2013/02/18/economia/1361185183.html
Se me ocurren algunas explicaciones pero me gustaría escuchar las suyas
Agradecida,
NRT