jueves, 19 de abril de 2018

DERECHO SOCIAL DE LA UNIÓN EUROPEA



El Derecho Social Europeo es un ámbito de estudio que no resulta fácil. Las recientes decisiones del Tribunal de Justicia sobre temas diversos, pero últimamente en relación con los contratos temporales, han revalorizado el interés que los abogados y operadores jurídicos tienen sobre este conjunto normativo. Apreciando este hecho, Maria Emilia Casas y Román Gil de Alburquerque han impulsado la realización de una obra que se fue gestando mediante la presentación de ponencias de cada uno de los 49 autores de la misma a la discusión del conjunto de los mismos durante todo el año pasado, hasta que se concluyó la obra a comienzos de este año. La presentación de la misma se ha realizado el 18 de abril en la sede de FIDE, en Madrid. Esta organización ha hecho un resumen del acto y del contenido del mismo que, con ligeras variantes, se incorpora a este post.

En efecto, se presentó el libro “Derecho Social de la Unión Europea. Aplicación por el Tribunal de Justicia", obra colectiva impulsada por Fide, editada por Lefebvre – El Derecho, con el apoyo FORELAB y ASNALA, en la que han participado 49 autores, juristas de extraordinario prestigio y relevancia procedentes de los ámbitos de la universidad, la judicatura y la abogacía (*), que han constituido un grupo de reflexión del máximo valor. Una obra que nació con la ambición de ser referencia para todos los operadores jurídicos.

El miércoles 18 de abril se celebró en la sede de Fide el acto de presentación de dicha obra.  Las palabras iniciales estuvieron a cargo de Cristina Jimenez Savurido, Presidenta de Fide, quien agradeció y reconoció el trabajo realizado por los directores, coordinadores y autores de la obra. Juan  Pujol, Presidente y Consejero Delegado Editorial de Lefebvre – El Derecho, anunció la firme apuesta por parte de la editorial de traducir el libro para que fuera de nuestras fronteras, en el ámbito europeo, se convierta en  un libro de referencia.

Posteriormente intervinieron los coordinadores del libro, Ignacio García-Perrote Escartín, Catedrático de Derecho del Trabajo de la UNED y Abogado del Estudio Jurídico Uría Menéndez; Adriano Gómez García-Bernal, Abogado-Socio J&A Garrigues, y Antonio V. Sempere Navarro, Catedrático de Universidad de la Universidad Rey Juan Carlos, en servicios especiales y  Magistrado del Tribunal Supremo, quienes destacaron el generoso esfuerzo de verdadero estudio, debate y coordinación de materiales, que se ha extendido durante casi un año de fructíferos debates desarrollados por FIDE y que ha dado como resultado este libro en el que cada capítulo ha sido enriquecido con las diversas perspectivas, experiencias y conocimientos del grupo de reflexión.

Finalmente, Los co-directores del libro, Maria Emilia Casas Baamonde, Catedrática de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social (Universidad Complutense de Madrid) y Presidenta Emérita del Tribunal Constitucional, que además es miembro del Consejo Académico de Fide y Román Gil Alburquerque, Abogado-Socio de Sagardoy Abogados, resaltaron la magnífica e intensa labor realizada por parte de excepcional elenco de autores que han participado en esta obra colectiva y destacaron la contribución que este libro supone para aplicadores del Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social.

A lo largo del acto en diversas intervenciones de los autores  presentes, se puso de relieve el valor de esta obra, la complejidad, diversidad y en casos especialización de cada materia analizada, que exigía una reflexión colectiva que permitiera analizar y debatir cada cuestión con profundidad y perspectiva, que permitiera incorporar a cada propuesta o solución la visión del conjunto, en la que cada idea, cada sugerencia, cada conclusión contenida en el libro fuera fruto del debate y la reflexión de quienes hoy son reconocidos como los principales especialistas en el estudio y aplicación del Derecho del Trabajo en nuestro país.

La primera edición del libro se ha agotado, según hicieron saber los editores de Lefebvre, pero se espera una segunda edición en breve. El libro es caro, unos 80 euros, pero se espera una gran acogida por parte de despachos de abogados – muy implicados en la confección de la obra – y de los particulares interesados en el tema que aborda.

La nómina de autores permite comprender, de manera muy clara, la calidad del texto. Éste sigue una metodología expositiva de la normativa del Derecho social de la UE, poniendo especial énfasis en la jurisprudencia del TJ del que se incluye un amplio apéndice ordenado cronológicamente. Es sin duda un trabajo original y de interés que tendrá una buena acogida de público y de crítica.

A continuación, los autores del mismo por orden alfabético, con una breve explicación de su curriculum.

(*) Autores:

Joan Agustí Maragall, Magistrado especialista. Titular del Juzgado de lo Social nº 33 de Barcelona; Ana Alós Ramos, Abogada, Socia de Uría Menéndez, Profesora Colaboradora en ESADE e ICAB (Ilustre Colegio de Abogados de Barcelona); Pablo Aramendi Sánchez, Magistrado, Juzgado Social 33 de Madrid; Mª Lourdes Arastey Sahún,  Magistrada de la Sala IV (Social) del Tribunal Supremo;  María Amparo Ballester Pastor, Catedrática de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social, Universidad de Valencia; Antonio Baylos Grau, Catedrático de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social, Universidad de Castilla La Mancha; Ricardo Bodas Martín, Presidente de la Sala Social de la Audiencia Nacional; Juan Bonilla Blasco, Partner Cuatrecasas. Magister Juris, Oxford; Jaime Cabeza Pereiro, Catedrático de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social, Universidade de Vigo; Yolanda Cano Galán, Letrada del Tribunal Supremo (Sala Social). Profesora Titular, Universidad Rey Juan Carlos; Dolores Carrascosa Bermejo, Prof. Asociada Dra. en Universidad Pontificia Comillas (ICADE) y Universidad Complutense de Madrid (Acreditada T.U. ANECA). Redactora en Lefevbre-El Derecho. Experta Nacional de la Red FreSsco (Free Movement of Workers and Social Security Coordination) de la Comisión Europea; Maria Emilia Casas Baamonde, Catedrática de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social (Universidad Complutense de Madrid) y Presidenta Emérita del Tribunal Constitucional; Faustino Cavas Martínez, Catedrático de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social, Universidad de Murcia. Magistrado (supl.) del TSJ de la Región de Murcia; Jesús Cruz Villalón, Catedrático de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social, Universidad de Sevilla; Salvador del Rey Guanter, Catedrático de Derecho del Trabajo y Seguridad Social (ESADE Law School).  Socio y Presidente del Instituto Cuatrecasas de Estrategia Legal en Recursos Humanos; Laurentino J. Dueñas Herrero, Profesor titular de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social, Universidad de Valladolid; Maria Fernanda Fernández López, Catedrática Derecho del Trabajo y Seguridad Social, Universidad de Sevilla; Raquel Flórez Escobar, Socia Freshfields Bruckhaus Deringer; Javier Gárate Castro, Catedrático de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social, Universidad de Santiago de Compostela; Manuel Antonio García-Muñoz Alhambra, Profesor asociado, Universidad de Castilla-La Mancha; Joaquín García Murcia, Catedrático de Derecho del Trabajo y Seguridad Social, Universidad Complutense de Madrid; Ignacio García-Perrote Escartín, Catedrático de Derecho del Trabajo, UNED y Abogado; Román Gil Alburquerque, Socio de Sagardoy Abogados; José María Goerlich Peset, Catedrático de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social, Universitat de València; Francisco Javier Gómez Abelleira, Profesor Titular de Derecho del Trabajo, Universidad Carlos III de Madrid; Adriano Gómez García-Bernal, Abogado - Socio J&A Garrigues; José Manuel Gómez Muñoz, Catedrático de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social. Jean Monnet  Chair-European Law, Universidad de Sevilla; Iván López García de la Riva, Profesor Asociado de Derecho del Trabajo y Seguridad Social, Universidad Complutense. Socio Director Área Laboral, Abdón Pedrajas & Molero; José Fernando Lousada Arochena, Magistrado especialista del Orden Social, TSJ Galicia. Doctor en Derecho- Graduado Social. Profesor asociado, Universidad de Coruña; Carolina Martínez Moreno, Catedrática de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social. Departamento de Derecho Privado y de la Empresa, Universidad de Oviedo, Campus de El Cristo; Juan Martínez Moya, Magistrado (especialista) de la Sala Social del  Tribunal Superior de Justicia de la Región de Murcia. Vocal del Consejo General del Poder Judicial; Jesús R. Mercader Uguina, Catedrático de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social, Universidad Carlos III de Madrid; José María Miranda Boto, Profesor Contratado Doctor de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social, Universidad de Santiago de Compostela; José Luis Monereo Pérez, Catedrático de Derecho del Trabajo y Seguridad Social, Universidad de Granada. Presidente de la Asociación Española de Salud y Seguridad Social (AESSS); Maria Nieves Moreno Vida, Catedrática de Derecho del Trabajo y Seguridad Social, Universidad de Granada. Directora del Departamento de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social, Universidad de Granada; Magdalena Nogueira Guastavino, Catedrática de Derecho del Trabajo, Universidad Autónoma de Madrid. Ex letrada del Tribunal Constitucional; Joaquín Pérez Rey, Profesor Titular de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social, Universidad de Castilla-La Mancha; Sergio Ponce Rodríguez, Socio del Departamento Laboral, Uría Menéndez Abogados; Carlos Hugo Preciado Domènech, Magistrado Especialista del Orden Social, TSJ Catalunya; Margarita Isabel Ramos Quintana, Catedrática de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social, Universidad de La Laguna; Susana Rodríguez Escanciano, Catedrática de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social, Universidad de León; Miguel Rodríguez-Piñero y Bravo -Ferrer, Catedrático de Derecho del Trabajo y Seguridad Social y Consejero Permanente de Estado; Miguel Rodríguez-Piñero Royo, Catedrático de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social, Universidad de Sevilla. Senior Counsellor, PwC Tax & Legal Services; Eduardo Rojo Torrecilla, Catedrático de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social, Universidad Autónoma de Barcelona. Director del Departamento de Derecho Público y Ciencias Historicojurídicas, Universidad Autónoma de Barcelona; Carolina San Martín Mazzucconi; Catedrática de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social, Universidad Rey Juan Carlos; Maria Luisa Segoviano Astaburuaga; Magistrada de la Sala IV del Tribunal Supremo; Antonio V. Sempere Navarro, Catedrático de Universidad (s.e). Magistrado del Tribunal Supremo; Fernando Valdés Dal-Ré, Catedrático de Derecho del Trabajo. Magistrado del Tribunal Constitucional y  Rosa María Virolés Piñol, Magistrada del Tribunal Supremo, Sala IV.

lunes, 16 de abril de 2018

MERCADO GLOBAL, EMPRESAS TRANSNACIONALES Y DERECHOS LABORALES



El próximo 18 de abril tendrá lugar en la Facultad de Relaciones Laborales y Recursos Humanos de Albacete, un seminario en el que se estudiará el fenómeno de las Empresas Transnacionales desde el punto de vista de los derechos laborales.

El seminario está organizado por la Facultad con el apoyo del Centro Europeo y Latinoamericano para el Diálogo Social, instituto universitario de la Universidad de Castilla La Mancha, y se inscribe en un proyecto de investigación que lleva por título “INNOVACIONES Y CONTINUIDADES EN LA RESPONSABILIDAD SOCIAL DE LAS CORPORACIONES ESPAÑOLAS EN LA CRISIS. DIAGNOSTICO COMPARADO Y ANALISIS TRANSNACIONAL” (DER2016 – 75815-R), que aborda desde aproximaciones jurídicas, económicas y sociológicas, el fenómeno de la responsabilidad social empresarial como forma de regulación del espacio global en el que se mueven las empresas trasnacionales.

La estructuración del seminario es muy sencilla y se efectúa a partir de las 16,00 de la tarde hasta las 19,00. A la presentación que de él van a realizar la decana del centro, la profesora Maria Jose Romero Rodenas,  y la directora del seminario, la profesora Milena Bogoni, se sigue una intervención de Antonio Baylos que es el Investigador Principal del proyecto de investigación, en la que éste analizará los Acuerdos Marcos Globales como forma de regulación del espacio global, a través del instrumento de la negociación colectiva como forma de sustitución del unilateralismo de la Empresa Transnacional en la definición de los derechos fundamentales individuales y colectivos que se deben preservar en cualquiera de las sedes en las que se localice la Empresa Transnacional de que se trate. A continuación, Adoración Guamán, que es profesora titular de Derecho del Trabajo en la Universidad de Valencia, realizará una ponencia sobre “Un tratado vinculante para vigilar y controlar el cumplimiento de los derechos humanos por las Empresas Transnacionales”, lo que se conecta con una iniciativa internacional actualmente en trance de negociación y debate, que da un paso adelante sobre las normas Ruggie de Naciones Unidas y establece obligaciones legales en los Estados de los países firmantes de dicho Tratado en orden a la vigilancia por parte de los mismos del respeto de los derechos humanos – en especial de los derechos humanos laborales -  de las Empresas Transnacionales cuya matriz o sede principal se localice en su territorio. El tema es de rabiosa actualidad, y la profesora Guamán tiene un conocimiento extremadamente completo del tema puesto que está en situación de servicios especiales como Asesora de la Ministra de Relaciones Exteriores de Ecuador, país que ostenta la Presidencia del Grupo de Trabajo Intergubernamental para la elaboración de un Instrumento Vinculante sobre empresas transnacionales y derechos humanos, en el Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas. Tras las dos intervenciones principales, se producirá un debate sobre las mismas moderado y dirigido por la profesora Bogoni, que acaba de ser nombrada además secretaria académica del Departamento de Derecho del Trabajo y de Trabajo Social de la UCLM.

Con ocasión de este seminario “MERCADO GLOBAL, EMPRESAS TRANSNACIONALES Y DERECHOS LABORALES. Propuestas concretas de regulación y tutela”, se dará a conocer del público una monografía de la que es autora la profesora Guamán con Gabriel Moreno que lleva por título EMPRESAS TRANSNACIONALES Y DERECHOS HUMANOS. LA NECESIDAD DE UN INSTRUMENTO VINCULANTE. En ella se plantean todas las cuestiones anteriores que diseñan el complicado panorama multiescalar de la regulación de los derechos laborales en el espacio global hegemonizado por la Empresa Transnacional. Los autores son partidarios de la búsqueda de la “exigibilidad” de los estándares de trabajo derivados de las regulaciones privadas cuyo centro es la empresa transnacional, prefiriendo en general la vía de la justiciabilidad de estas obligaciones a través del ordenamiento judicial del país al que pertenece la empresa matriz. Pero el libro no sólo menciona las experiencias nacionales de las que se dispone, sino que fundamentalmente se posiciona a favor de la idea de obtener un tratado internacional vinculante para los estados en los que, siguiendo el esquema de las Normas Ruggie, el Estado vigile y controle el cumplimiento de los estándares internacionales de derechos humanos por parte de las empresas transnacionales. Esta es la “opción necesaria y posible” por la que se decanta este libro como una tesis bien argumentada y defendida teórica y doctrinalmente. Es la parte más original del trabajo en la que se presenta una visión muy detallada de esta iniciativa, la lucha por un instrumento internacional vinculante sobre empresas y derechos humanos, que actualmente está negociándose, y de cuyos ulteriores desenlaces a buen seguro darán cuenta sus autores en el inmediato futuro, dado que ambos tienen una participación directa en este proceso liderado por la ministra de asuntos exteriores de Ecuador y cuya última propuesta regulativa se ofrece como Anexo I a la obra.

El producto final es verdaderamente apasionante, si se permite este adjetivo frente a un libro de ciencia jurídica. No otro podía ser el resultado conociendo la trayectoria de Adoración Guamán, que ha desplegado su potente análisis crítico desde hace mucho tiempo sobre las dimensiones supranacionales – ante todo europeas – y globales del derecho del trabajo. Ahora acompañada de Gabriel Moreno, la monografía que se presenta al público constituirá sin duda un punto de referencia no sólo para quienes se dedican a estudiar estos temas, sino para el debate general en nuestra producción científica sobre las formas de creación de reglas y normas que disciplinan las relaciones de trabajo en el mundo globalizado en el que vivimos, desde un proyecto emancipador que se alinea con una concepción que defiende un uso contrahegemónico del derecho, un desbordamiento del marco institucional en un sentido profundamente radical y democrático.

El tema a su vez se prolongará al día siguiente en un marco diferente, la Fundación Europa de los Ciudadanos en Madrid. El seminario se plantea se plantea como un ejercicio de debate colectivo acerca de las cuestiones esbozadas u otras que sean planteadas por las y los participantes sobre la cuestión. De manera previa se realizará una exposición general sobre el proceso de la resolución A/HRC/RES/26/9 (26/9) “Elaboración de un instrumento internacional jurídicamente vinculante sobre las empresas transnacionales y otras empresas con respecto a los derechos humanos” y la coyuntura política actual para centrar el debate en el plano jurídico.

En él se debatirán una larga batería de cuestiones referentes al ámbito de aplicación, qué tipo de derechos se reconocen como protegidos y por qué, qué entidades empresariales se entienden incluidas en la noción de Empresas Transnacionales, y qué grado de obligaciones pueden predicarse respecto de los Estados y las organizaciones internacionales, el alcance de las responsabilidades directas de las Empresas, junto con los mecanismos de delimitación de responsabilidad y justiciabilidad de dichas obligaciones. En síntesis, un encuentro de trabajo en el que se debatirán cuestiones de relieve para la precisión de lo que se viene a conocer como el binding Treaty en materia de derechos humanos y Empresas Transnacionales. Un paso adelante en la regulación global cuya evolución ha de seguirse atentamente.

sábado, 14 de abril de 2018

ENCUENTRO DEL ACTIVO SINDICAL DE CCOO: EL MOMENTO DEL SINDICATO




El 12 de abril se ha celebrado en Madrid el encuentro del activo sindical de CCOO, es decir, la reunión que acoge a más de 2.000 delegados y cuadros sindicales de la organización que es la primera central sindical más representativa del país. Un hecho de esa trascendencia no ha tenido apenas cobertura por parte de lo que se vienen a llamar “grandes medios”, es decir, las empresas de la comunicación que configuran un oligopolio y que funcionan impulsando una línea ideológica claramente hostil a cualquier estrategia de oposición a la agenda neoliberal, ni por parte de la televisión pública, empeñada en la manipulación grosera de la realidad en defensa de las posiciones del partido del gobierno.

Hace dos años, en abril de 2016, se inauguraba esta iniciativa de CCOO que es una demostración de fuerza y de cohesión interna y también una ocasión para analizar los elementos más importantes del contexto social, económico y político, y marcar en función de ellos una línea estratégica de avance. Es un acto importante, pero que funciona más como dinamizador interno de la actuación del colectivo sindical que hacia afuera, dándose a conocer ante la opinión pública. En efecto, el sindicato tiene que romper una construcción ideológica que ha conquistado importantes espacios de la opinión pública y que proviene de la hostilidad liberal ante las organizaciones de clase que son capaces de agregar un interés colectivo en torno al hecho del trabajo considerado como un acto de poder y de subordinación que necesita ser encauzado y controlado en un sistema de derechos. Se quiere presentar ante la opinión pública como una actividad ineficiente, inocua y en definitiva prescindible, lo que viene a expresarse en esa pregunta reiterada implícitamente en la que se cuestiona la presencia sindical y su efectividad. “¿Dónde están los sindicatos?”. Una pregunta que se responde fácilmente por los sindicalistas y por las trabajadoras y trabajadores que luchan cotidianamente en sus lugares de trabajo por unas mejores condiciones de trabajo, que obtienen el respeto de los derechos laborales frecuentemente desconocidos por los empresarios, que regulan las condiciones de trabajo en la gran mayoría de los sectores y ramas de producción de este país garantizando derechos mínimos y que despliegan una intensa capacidad de movilización y de protesta.

En el encuentro del jueves, una serie de trabajadoras y trabajadores presentaron ante el colectivo de delegados y activistas sindicales sus experiencias de lucha y de acción sindical. Estamos viviendo un momento de creciente actividad sindical expresada en multitud de conflictos y en la conquista de convenios colectivos que vayan recuperando derechos confiscados durante este último quinquenio. Lo dijo Fernando Lezcano, “Afiliación, representatividad, capacidad contractual y fuerza movilizadora se traduce en poder sindical con la organización, para ser más fuertes y más útiles a los trabajadores y trabajadoras”, lo que resalta la importancia de organizarse para la acción, diseñar una estrategia colectiva, precisar un proyecto de regulación alternativo.

El sindicato se configura como el instrumento fundamental para generar el derecho a tener derechos, el derecho a recuperar los derechos individuales y colectivos derivados del trabajo que se han ido aniquilando durante los años de la crisis que en gran medida son ya los años del gobierno del Partido Popular. Hay desde luego otra serie de agrupaciones y colectivos, otras organizaciones, que coinciden también en esa búsqueda de la recuperación de espacios de ciudadanía social y que protagonizan momentos de resistencia. En muchas ocasiones, la diferente posición que ocupan en la representación de los colectivos que movilizan y la afirmación del espontaneísmo como un elemento definidor de su actuación, ha llevado a estos grupos a mantener una actitud no sólo de desconfianza sino de abierta confrontación con las propuestas sindicales. Un sindicato fuerte, seguro de su camino reivindicativo y su proyecto, no puede reaccionar airado ante estos ataques. “Debemos saber interpretarlos, tejer complicidades que nos permitan sumar fuerzas, debemos acercarnos a ellos sin prejuicios pero también sin complejos”, como señaló asimismo Lezcano en su intervención.

Un sindicato activo tanto en su capacidad de respuesta como en el acierto en su propuesta, situado “en el centro del gobierno del conflicto social”, en cuya estrategia de lucha y reivindicación transversalidad y perspectiva de género son fundamentales, como se puso de manifiesto en la importante intervención sindical en la huelga del 8 de marzo, configurando una subjetividad plural en el avance de la igualdad, la participación, representación y empoderamiento de las mujeres, una cuestión que recordó oportunamente Elena Blasco en su intervención en el encuentro. Un encuentro que dio visibilidad a la actividad concreta de las y los trabajadores en los centros de trabajo y en los sectores productivos. Hotelería de Sevilla, la huelga emblemática de Amazon, el hospital Universitario de Asturias, la resistencia triunfante a los despidos en Hexcel, las contratas de limpieza en Ferrovial, la enseñanza en Valencia, el trabajo pionero de los equipos de extensión sindical y asesoramiento en Euskadi, y la movilización de pensionistas y jubilados, permitieron una mirada global, a través de estas porciones de vida, sobre la relevancia profunda de la actuación sindical en la determinación de una existencia social digna a través de la reivindicación de los derechos en el trabajo. Una presencia sindical a la que pusieron nombre y cuerpo mujeres y hombres de diferentes edades y situaciones. Pepa Cuaresma, Douglas Harper, Laura García, Alfredo Villafranca, Mónica Márquez, Elena Albert, Arkaitz Antizar, Luz Hernández, ofrecieron su testimonio sindical para ayudar a obtener una imagen global de dónde está y qué hace el sindicato de CC.OO. en este momento.

Que es el momento, como señalaba el slogan del Encuentro. Aunque no haya una situación favorable en el terreno político ni tampoco en el diseño económico neoliberal que se ha impuesto, Como señaló en su intervención final Unai Sordo “la economía ha crecido de forma sostenida, ahora se producen más bienes y servicios que antes de la crisis, de manera que las empresas han ganado 36.000 millones más que antes de la crisis, y sin embargo los salarios han caído 7,5%, el triple los sueldos más bajos. Mujeres, jóvenes y desempleados que si encuentran trabajo es en peores condiciones del que perdieron, son claros ejemplos de que las políticas para gestionar la crisis se han cebado en los más débiles”. Y no sólo respecto del empleo y los “activos” de la población que trabaja. La defensa de los pensionistas, la necesidad de la revalorización de pensiones, está integrada en una perspectiva más amplia de defensa del sistema público de pensiones, que es consustancial a un sindicalismo comprometido con la profundización de la ciudadanía social. La importante movilización del 8 de marzo, que constituyó un éxito del movimiento feminista, del que el sindicato de CCOO se siente parte integrante, ha planteado de manera definitiva la transversalidad y la igualdad de género como ejes de desarrollo de la regulación de la sociedad. La conflictividad laboral se ha incrementado de manera importante a partir del otoño, y la lucha por los convenios colectivos está desarrollándose a través del conflicto.

Todo ello revela el incremento del malestar social. Frente a lo cual el sindicato tiene que elevar la presión, lo que implica, en palabras de Unai Sordo, que hay que “tensionar la negociación colectiva, tanto en el AENC como los convenios colectivos, porque si no sienten la presión no van a soltar nada”. En lo inmediato, las manifestaciones de los pensionistas del 15 de abril y la fecha emblemática del 1 de mayo, imponen la presencia sindical en las calles de las ciudades. Pero es un itinerario ascendente, porque CC.OO. entiende que es imprescindible “ir a una demostración de fuerza sindical” en los centros de trabajo y en la calle, para que el Gobierno y los empresarios noten la presión y así evitar que la riqueza que crean los trabajadores y trabajadoras de este país se siga repartiendo entre los mismos. “Que sientan que esto va en serio”, en palabras del secretario general, Unai Sordo, dirigidas indirectamente tanto al gobierno del PP como a la CEOE-CEPYME, que persisten en una parálisis negociadora y en la negativa a cualquier modificación del cuadro legislativo de las reformas del 2012-2013.

El Encuentro del jueves fue sin duda un acto de emoción y de orgullo colectivo. El que experimenta quienes forman parte de un colectivo que se constituye para defender el trabajo con derechos y garantizar la existencia social digna de la población, porque este hecho es la condición previa de la democracia y la libertad que deberíamos gozar como ciudadanos de un estado social y democrático cuyos fundamentos han sido enervados por la agenda neoliberal que se ha impuesto violentamente a partir del 2010 en nuestro país.